viernes, 28 de enero de 2011

PINTO, PINTO GORGORITO



Pinto, pinto Gorgorito….....................................
...............................................…Pin, pam fuera!

“Uhmmmmmmmmmmmmm” No lo recuerdo!

Me faltan las palabras centrales y decisivas en este casi infalible método de elección popular, que aunque camuflado de canción infantil, es una técnica ancestral casi sin margen de error para tomar decisiones, para eliminar de nuestras vidas lo que sobra, para borrar los caminos que no debemos escoger, para aniquilar nuestras incómodas dudas, para elegir al lado de quién caminamos… para enterrar nuestras culpas ante decisiones que creemos desacertadas.

La culpa de todo la tiene Gorgorito!


(No quisiera yo ese trabajo, que aunque reconfortante a veces, seguro que es agotador).

Si supieran Yung, los creadores del Coaching transpersonal o la técnica Bing main que la Señora Víctima, la más famosa de los arquetipos y nuestra más fiel compañera de viaje ha sido eliminada de nuestras partes del YO y sustituida por el Señor Gorgorito, se echarían las manos a la cabeza.

-¿La culpa de todo la tiene Gorgorito?


-Sí señores. Él tiene la culpa de "casi todo".


-Pero... ¿donde va con ese nombre?, ¿alguien divertido, gracioso y juguetón puede tomar un puesto tan importante en nuestras vidas?
-¿Por qué no señores? ¿
Creen que el margen de error del Señor Gorgorito es superior a las decisiones que toma no sé que parte de nosotros? yo creo que no!


¡Con la de partes que tenemos dentro! Unos días está la famosa Víctima sentada a nuestro lado, otros días está el Señor Embaucador, hay días en los que la vieja Prostituta es la protagonista de nuestras elecciones o a veces hay un Niño herido que lo decide todo, y así, hasta infinitas partes de nosotros que se van desarrollando y creciendo a los largo de los siglos…Ellos también se equivocan, o no! Igual que Gorgorito!

Yo elijo a Gorgorito! Por que la Víctima es una fea llorona, la Prostituta no tiene buena pinta y es una interesada, el embaucador es un espabilado que se lía con la víctima y con la prostituta y el niño ese es un consentido y un triste.

Gorgorito es un hombre responsable, con unas gotas de inocencia y una pizca de sabiduría, que deja abiertas las puertas a la risa y al juego, al destino, al azar, a esas hadas que tocan con su varita mágica, a ese Dios invisible.... Gorgorito nos ayuda a liberarnos de la culpa innecesaria que tanto daño hace a los corazones. Y lo mejor de todo es que lo hace cantando y jugando, que bonita manera de decidir y dibujar nuestras vidas. Ustedes hagan lo que quieran, yo les invito a cantar, que acabo de recordar las palabras mágicas:


Pito, pito gorgorito
¿ A dónde vas tu tan bonito?
A la era verdadera
Pim, pum, ¡fuera!

Escribí un día " La decisión es tu mayor poder" .Ahora le otorgo ese poder a Gorgorito! que además es muy guapo!

Permiso para reir....


8 comentarios:

mária dijo...

Yo me sé esta versión:

"Pinto, pinto,
gorgorito,
saca la vaca
de veinticinco.
-¿En qué lugar?
-En Portugal.
-¿En qué calleja?
-En la Moraleja.
-Esconde esa mano
que viene la vieja".

Mi hijo tiene una decisión importante a tomar. El otro día, después de darle cien mil vueltas le dije: por qué no lo echas al un don din?

"Un, don, din de la poli, poli, tana.
Un camión que pasaba por La Habana.
¡Niño, ven aquí!.
Yo no quiero ir.
Un, don, din,
Salva para tí".

Se rió, porque pensaba que se lo estaba diciendo por desesperación, pero yo creo en la magia total de esas consultas.
Creo en el gorgorito, en el un don din y en el porque sí.

La decisión es nuestra..o nos deciden?
Me voy a jugar.
Besitos.

raquel dijo...

Sí mária, hay tres versiones disitintas! el Un, don din no lo conocía, pero lo tendré en cuenta! que yo también digo ésto muy en serio! besosssssss

María José dijo...

Es gracioso cómo la misma idea se repite en diferentes idiomas y culturas. Ahí va la versión en inglés:

"Eeny, meeny, miny, moe,
Catch the tiger by the toe.
If it hollers let him go,
Eeny, meeny, miny, moe."

... aunque llegado el caso casi prefiero que gorgorito decida por mí.

Isora dijo...

Jijiji, síiiii, las manos a la cabeza se van a echar más de un@ cuando sepan que Gorgorito está reapareciendo con fuerza en nuestras vidas de adultos. Raquel, si es que llevas razón, ¿¿¿Para qué tantos libros de Coaching, o de lo que sean, estando ahí Gorgorito??? Jajajaja.

Que viva Gorgorito, y que viva Raquel por escribir y divertirnos de esta manera.

Besiiiitos!!!!

Elchiado dijo...

Siempre que vengo a leerte me quedo embobado mirando la chispa que brilla en tus ojos... se te siente tan viva que causa vértigo pensarte. Te ha tocado un abrazo en estas suertes. Y este beso lo dejo sin rifarlo.

AlsurdeGranada dijo...

Yo recuerdo esta versión del pinto, pinto gorgorito, muy usada en los recreos de mi infancia.
San Juan de Villanaranja
lo bien que fuma
lo bien que canta
lleva la barriga llena
de vino tinto
de vino azul.
¿A quién salvas tú?
Chocolate con bambú.
Rosa con rosa.
Clavel con clavel.
¿A quién quieres escoger?
.... Y siempre se acertaba (jaja)

Cada vez creo más en la intuición.
JR

Hadita dijo...

Yo siento discrepar pero el Gorgorito como que no se ha hecho para mí. Soy total y plenamente responsable de las elecciones que hago ; unas meditadas y otras no tanto.
A veces sólo dejo que la elección me eliga a mí.
También reconozco que ni de niña tuve mi parte infantil a si que ahora menos. A Gorgorito como mucho lo he saludado de lejos.
La única canción que se me quedó grabada de pequeña fué ¨el conejo de la Lole¨ jijiijijij , la recuerdo don nostalgia y por supuesto sin verle la parte cochina.

mária dijo...

Vengo a dejarte un besitoooo.